Ir al contenido

Dialnet


Personalidad, emociones y dolor

  • Autores: Susana Collado Vázquez, Jesús María Carrillo, Arthur W. Staats, Nieves Rojo
  • Localización: Clínica y salud: Revista de psicología clínica y salud, ISSN 1130-5274, Vol. 14, Nº. 1, 2003 , págs. 7-25
  • Resumen
    • El dolor constituye un ámbito de estudio y de intervención multidisciplinar de primera magnitud para las ciencias de la salud no sólo por lo que supone de sufrimiento humano, sino por sus repercusiones económicas. Sin embargo, el dolor no puede reducirse a una consideración biomédica y son cada vez más necesarios acercamientos multidimensionales, acercamientos entre los que la perspectiva psicosocial tiene una relevancia creciente. D entro de esta perspectiva psicosocial uno de los enfoques actuales más productivos en el estudio de los componentes psicológicos del dolor es la teoría del Conductismo Psicológico ?Pyschological Behaviorism? (Carrillo et al., 1996, 2001, 2002; Staats, WA. W., 1997; Staats, P. S. et al., 1996). Analizamos desde esta teoría una de las primeras aplicaciones clínicas llevadas a cabo para controlar el dolor a partir de sus componentes psicológicos: el planteamiento de fordyce aplicado en contextos hospitalarios, planteamiento guiado por las directrices operantes de Skinner. en este trabajo se intentan analizar las limitaciones del enfoque de Fordyce que derivan, en parte,de una interpretación incompleta el planteamiento skinneriano, pero, sobre todo, por las propias limitaciones teóricas de este planteamiento. Un enfoque más adecuado para el control de los componentes psicológicos del dolor necesita un acercamiento conductual integrador que implique un nivel de análisis de la personalidad y la consideración de la experiencia dolorosa como una respuesta emocional que pueda vincularse a los niveles biológico, aprendizaje pasado, medio actual, conducta y respuesta del medio a la conducta


Fundación Dialnet

Dialnet Plus

  • Más información sobre Dialnet Plus

Opciones de compartir

Opciones de entorno